El cuernómetro de la feria

PALMAS Al excelente saludo capoteril que firmó Álvaro Lorenzo al sexto de la tarde, pleno de torería, templanza y compás. Fue el punto de inflexión de un festejo muy deslucido. Luego, con la muleta, el coletudo toledano también anduvo el nivel. Lo necesitaba, tras haberse afligido en exceso con el primero de su lote.  …